Asociación de Teatro Musical de Sevilla

Un hasta siempre con Mucho Ruido

Hace un mes representamos por última vez nuestra versión musical de la obra shakespeareana “Mucho Ruido y Pocas Nueces”. Fue una noche repleta de emociones que marcará un antes y un después en el grupo.

Fue en el I.E.S. Politécnico de los Remedios, Sevilla, donde nuestros entrañables amigos de Mesina salieron a cantar por última vez. Se arreglaron, maquillaron y prepararon igual que siempre, pero esta vez sabían que cuando bajase el telón dejarían de bañarse con la luz de los focos para pasar a formar parte del baúl de nuestros mejores recuerdos.

Todo el tiempo de trabajo y esfuerzo para sacar este proyecto adelante nos pasó varias veces por nuestra mente entre frase y frase, y nos hizo derramar más de una lágrima entre bambalinas. Y es que han sido muchas las personas involucradas, muchos las manos y cerebros que han aportado su grano de arena en este espectáculo, muchas las ilusiones cumplidas y las barreras superadas.

Además, en esta función tan especial, varios de los nuevos integrantes del grupo se unieron al elenco y disfrutaron de las cosquillas que sientes la primera vez que te subes al escenario y la euforia de recibir tus primeros aplausos.

De esta forma, decíamos adiós a un proyecto dando la bienvenida a la nueva sabia de la asociación, que es la que nutrirá nuestra siguiente propuesta musical, El Éxodo de Egipto. El musical.

Tras la actuación, fuimos a cenar, junto a varios amigos, antiguos miembros del grupo y familiares, a un restaurante mejicano para celebrar el relevo de estos proyectos. En este momento de cercanía, alegría y entusiasmo no faltó el buen rollo que nos caracteriza, ni tampoco los brindis, los buenos deseos, ni por supuesto los cantes (mariachis incluidos…). Esa sí que fue la guinda perfecta para un día de festejo musicalero.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *